¿Qué es una fisura anal?

Una fisura anal es un desgarro de la piel que recubre el ano. Las fisuras anales causan dolor especialmente durante la defecación. El esfínter anal, es un músculo que envuelve el ano y se tensiona cuando el ano se lesiona, a su vez, el esfínter anal puede sufrir espasmos, cuando existen fisuras.

¿Cuáles son las causas de una fisura anal?

La mayor frecuencia se debe, a una evacuación seca y dura que requiere de un esfuerzo importante.

¿Cuáles son los síntomas de una fisura anal?

Los síntomas incluyen dolor tipo desgarro o una sensación de ardor en la región anal. Este dolor puede durar horas. Algunos pacientes también pueden sangrar durante la evacuación. Es posible que se vea sangre roja rutilante en el papel higiénico o sobre la materia fecal. Otros pacientes presentan ardor o picazón alrededor del ano. En caso de presentar esta sintomatología debe acudir a su médico.

¿Qué estudios debo realizar?

El médico examinará el ano y verificará si existe una fisura. Si ha tenido sangrado, es probable que le indique una sigmoidoscopía o una colonoscopía, con el objetivo de descartar otra causa de sangrado.

¿Qué puedo hacer en el caso de una fisura?

  • Consumir más fibra para ablandar la materia fecal. La mayor cantidad de fibras se encuentra en frutas y verduras. Se recomienda consumir entre 25 y 30 gr por día de fibras.
  • No ingiera medicamentos, que no estén indicados por su médico.
  • Puede tomar baños de aciento, con agua tibia solamente 2 o 3 veces por día

¿Cómo se tratan las fisuras anales?

  • Durante el primer mes es probable que su médico le indique suplementos de fibras
  • Colocar nitroglicerina en crema (ayuda la cicatrización de la fisura)
  • Toxina botulinica (es una inyección local, que ayuda a que se relaje el esfinter anal y cicatrice la fisura)
  • Cirugía cuando todos los demás métodos han fracasado, sin embargo ésta puede dejar secuelas, como escape de gases o de materia fecal.