¿Qué es un esguince?


Un esguince es un ligamento estirado o roto. Los ligamentos conectan los huesos entre sí en una articulación y los ayudan a mantenerse en su lugar.
El sitio más frecuente de esguince es el  tobillo. Un esguince de tobillo puede ocurrir cuando usted se cae, cuando súbitamente tuerce su tobillo demasiado o cuando fuerza la articulación fuera de su posición normal, esto último, por ejemplo, cuando usted cae sobre su pie de una manera anormal después de un salto. La mayoría de los esguinces de tobillo ocurren durante las actividades deportivas, al caminar o correr sobre una superficie que no es uniforme.
Los signos  de un esguince de tobillo pueden incluir:

  • dolor o sensibilidad al tacto
  • edema
  • formación de hematomas
  • incapacidad para caminar o sostener peso apoyándose en la articulación
  • rigidez

La gravedad de un esguince de tobillo depende de qué tanto se estiraron o desgarraron los ligamentos. Si el esguince es leve, puede no haber mucho dolor o hinchazón y puede que los ligamentos solamente se hayan estirado. Si el esguince es grave, uno o más ligamentos puede estar desgarrado y la articulación puede estar excesivamente edematizada. Un esguince grave también puede resultar extremadamente doloroso.

¿Cómo se diagnostican los esguinces de tobillo?


Su médico le hará algunas preguntas acerca de cómo ocurrió la lesión y le examinará el tobillo. Es posible que también quiera tomarle una radiografía de su tobillo para asegurarse de que no está fracturado o roto.

¿Cómo pueden tratarse los esguinces de los tobillos?

Muchos médicos sugieren usar el método DICE: Descanso, hIelo, Compresión, Elevación para el tratamiento de los esguinces de tobillo.

¿Cuánto voy a tardar en poder volver a utilizar mi tobillo?


Esto depende de qué tan grave sea su esguince. Si la gravedad de su esguince es menor, el médico le puede sugerir que comience a tratar de usar el tobillo relativamente pronto; al primer o tercer día después de sufrir su lesión.
Algunas veces se necesitan ejercicios especiales para recuperar la fortaleza y ayudar a disminuir la probabilidad de tener problemas continuos. Es probable que usted tenga que darle apoyo al tobillo con vendajes o sujetadores para ayudar a protegerlo de volverse a lesionar.

¿Cuánto voy a tardar en poder hacer ejercicio o deportes?


Si usted es un atleta, probablemente podrá volver a practicar su deporte en varias semanas dependiendo de qué tan grave sea su lesión y de qué deporte practique. Al participar en deportes podrá tener que proteger el tobillo con un dispositivo ortopédico o envuelto para darle soporte y protección.
Es aceptable montar en bicicleta, nadar o incluso correr enseguida si esto no le causa dolor durante el ejercicio o después del mismo. Pero de todos modos tendrá que evitar los movimientos que le hagan girar y torcer el tobillo durante dos a tres semanas.

¿Cómo puedo prevenir una nueva lesión en el tobillo?


Cuando su médico estime que usted está listo para volver a hacer ejercicio de nuevo, usted podrá ayudar a prevenir más torceduras y regresiones usando durante uno a dos meses más un dispositivo ortopédico semirígido para el tobillo cuando hace ejercicio.
Los vendajes especiales que usan ganchos y correas en forma de asa, o los soportes llenos de aire o tejidos, también pueden ayudar a prevenir una nueva lesión. Usar zapatos en forma de bota también puede ayudar a prevenir las torceduras de tobillo si sus zapatos están bien amarrados y si usted además se envuelve el tobillo con una cinta ancha adhesiva no elástica.
Una vez que su esguince haya sanado por completo, un programa de ejercicios para el tobillo también le ayudará a prevenir una nueva lesión fortaleciendo los músculos lo cual proporcionará protección a los ligamentos. Pídale a su médico que le recomiende un programa de ejercicio.