¿Qué es un ACV?

Un accidente cerebrovascular ocurre cuando se altera el flujo de sangre hacia el cerebro. Cuando se presenta un ataque cerebral, un área del cerebro empieza a morir porque deja de recibir el oxígeno y los nutrientes que necesita para funcionar.

¿Cuáles son sus causas?

Hay dos clases principales de accidentes cerebrovasculares. El primero, llamado accidente cerebrovascular isquémico, es causado por un coágulo que bloquea u obstruye un vaso sanguíneo en el cerebro. Aproximadamente el 80% de todos los accidentes cerebrovasculares son isquémicos. El segundo, llamado accidente cerebrovascular hemorrágico (derrame cerebral) es causado por la ruptura y sangrado de un vaso sanguíneo en el cerebro. Aproximadamente el 20% de todos los accidentes cerebrovasculares son hemorrágicos.

¿Cuáles son los síntomas?

Usted puede no darse cuenta que está sufriendo un ataque cerebral porque éste afecta el cerebro. Para un espectador, alguien que esté sufriendo un ataque cerebral puede parecerle simplemente distraído o confundido. Las víctimas de estos ataques pueden presentar menos secuelas si alguien a su alrededor reconoce los síntomas y actúa rápidamente.

Los síntomas de los ataques cerebrales son claros y se presentan repentinamente. Llame inmediatamente al servicio de emergencia médica si usted o alguien a su alrededor está sufriendo cualquier de estos síntomas:

  • Súbito adormecimiento o debilidad en la cara,  brazo o pierna (especialmente en un    lado del cuerpo)
  • Súbita confusión, dificultad para hablar o entender
  • Súbita dificultad para ver con uno o con los dos ojos
  • Súbita dificultad para caminar, mareo, pérdida del equilibrio o de la coordinación
  • Súbito dolor de cabeza severo, sin causa conocida

¿Cuál es su tratamiento?

Un accidente cerebrovascular es una emergencia médica. El tratamiento inmediato puede salvar la vida y reducir las secuelas. Llame al número local de emergencias o busque atención médica urgente ante los primeros signos de accidente cerebrovascular.

Es muy importante para las personas que están experimentando síntomas de un accidente cerebrovascular llegar al hospital lo más rápido posible.

-Si el accidente cerebrovascular fue causado por un coágulo sanguíneo, se puede administrar un fármaco para disolverlo. Para que este medicamento haga efecto, es preciso que lo vea un médico y el tratamiento comience dentro de las 3 a 4,5 horas desde que los síntomas comenzaron.

Otros tratamientos administrados en el hospital dependen de la causa del accidente cerebrovascular:

  • Anticoagulantes.
  • Medicamentos para controlar los síntomas, entre ellos la hipertensión arterial.
  • Procedimientos especiales o cirugía para aliviar los síntomas o prevenir más accidentes cerebrovasculares.
  • Nutrientes y líquidos.

El objetivo del tratamiento después de un accidente cerebrovascular es ayudarle a recuperar la mayor funcionalidad posible y prevenir accidentes cerebrovasculares futuros.

La recuperación comenzará mientras el paciente está todavía en el hospital o en un centro de rehabilitación.

¿Qué puedo hacer para prevenirlo?

El mejor tratamiento para los ataques cerebrales es la prevención. Hay varios factores de riesgo que aumentan su probabilidad de tener un ataque cerebral:

  • Presión arterial alta
  • Problemas cardíacos
  • Diabetes
  • Colesterol alto
  • Fumar

Si usted fuma, deje de fumar. Si usted tiene hipertensión arterial, diabetes o dislipidemia (colesterol elevado), debería controlarlos para reducir probabilidades de sufrir un ataque cerebral.

ARTICULOS SIMILARES